San Gervasio, Cozumel


La isla de Cozumel ubicada frente a la costa del mar Caribe, del estado de Quintana Roo en México cuenta con más de diez sitios arqueológicos de la cultura maya precolombina registrados. El más importante es el denominado San Gervasio.

Los trabajos arqueológicos muestran que el asentamiento prehispánico fue fundado alrededor del año 300 d.C., cuando era un pequeño asentamiento, aunque ya era el más grande de la isla. 


Posteriormente, hacia el año 600, se inició un rápido proceso de crecimiento de la ciudad, atestiguado por la aparición de arquitectura perecedera y de mejor calidad constructiva, y por un posible reforzamiento de sus relaciones con los sitios costeros del norte de Quintana Roo.


A partir del año 1000, con el surgimiento de Chichén Itzá como gran centro político y económico de la península, el sitio se integró en una red económica cada vez más intensa, que habría de llevarlo a convertirse en la gran ciudad que fue a partir de 1200 d.C. Durante el Postclásico tardío (1200 – 1450 d.C.), se construyó la mayor parte de los edificios que hoy pueden verse, estableciéndose una red de comunidades menores, dependientes de San Gervasio y ubicadas en toda la extensión de la isla.
Los cronistas españoles se refieren a los diversos asentamientos mayas que existían en Cozumel a su llegada, vinculándolos al culto a la diosa Ixchel, patrona de la medicina, los partos y el tejido. Sin embargo, estas referencias corresponden a un sitio actualmente destruido, que se ubicaba en el emplazamiento de la actual ciudad de San Miguel de Cozumel, donde se encontraba el oráculo dedicado a esta diosa. En San Gervasio no se ha encontrado ninguna evidencia arqueológica que le relacione con el culto a Ixchel.


Estructuras ....


- Manitas ... El primer grupo es el conocido como Manitas, llamado así por las impresiones de manos humanas que se conservan en las paredes interiores del edificio principal, construido con el estilo Costa Oriental, perteneciente al período Postclásico tardío (1300 – 1550). Esta estructura, de función evidentemente habitacional, conserva dos galerías o recintos, una de las cuales, equipada con una cómoda banqueta, hace las veces de un pórtico en el que se debieron realizar la mayor parte de las actividades cotidianas de sus habitantes. La segunda habitación, más privada, parece que fue usada como dormitorio.


- Chi Chan Nah

Este es el edificio menor de San Gervasio. El propósito del mismo no ha sido determinado aunque es probable que haya servido para rituales. Hay varias señales posiblemente identificando a las familias que residieron en Manitas.


- Ka'Na Nah (Casa Alta)

Esta es la mayor de las estructuras del sitio. Se cree que este edificio ocupó el centro de un posible templo a la diosa Ix Chel. En la parte posterior del edificio se encuentra un cenote (de los varios que existen en el yacimiento), que se piensa sirvió de fuente de agua potable para la población.


- El Arco

Este arco de corte clásico maya provee una entrada hacia la Plaza Central del yacimiento. Se pasaba por este arco caminando por un Sacbé que intercomunica el sitio. El arco es similar al que puede encontrarse en otros yacimientos mayas de la región, como en Chichén Itzá, Labná o Kabáh.


- Plaza Central

La Plaza consiste en un conjunto de edificaciones de planta rectangular ordenadas y dispuestas a la manera de un foro romano. Nueve estructuras pétreas forman el conjunto, aunque los arqueólogos especulan que había otras edificaciones construidas de madera y paja que acompañaban estos edificios en la Plaza y entre ésta y la estructura de "Manitas".

Las edificaciones que subsisten tenían diversos propósitos. Una de ellas parece haber tenido un fin habitacional. Las otras fueron almacenes y posiblemente también tuvieron una función ritual.


- Nohoch Nah (Casa grande)

Se trata de un edificio circular que aún conserva su techumbre. También han sido preservados algunos acabados interiores pintados en colores ocre y azules. Parece haber sido una edificación con fines ceremoniales.


- Murciélagos

Está conformada por un conjunto de pequeñas edificaciones con cierta resemblanza a la Plaza Central. Parece que este conjunto fue el primero en construirse en el complejo de San Gervasio.

 Conforme el conjunto se popularizó y los peregrinos aumentaron, fueron construidos los otros segmentos del gran conjunto. De alguna manera las edificaciones duplicaban su función de manera que pudiera aumentarse la capacidad de recepción de público al lugar. Contiene este conjunto una estructura circular, poco frecuente en la región.


Más recientemente se ha iniciado la exploración del conjunto El Ramonal, uno de los más grandes del sitio, cuya investigación ha arrojado importantes datos para completar la información básica sobre la historia prehispánica de este importante asentamiento maya insular. Aún no se encuentra abierto a la visita.


No hay comentarios:

Publicar un comentario