Holmul


Holmul es un yacimiento arqueológico maya precolombino, localizado en el noreste de la región del Petén, en Guatemala, cerca de la frontera con Belice. El sitio fue visitado por primera vez en 1911 por un equipo de la Universidad de Harvard, conducido por el arqueólogo Raymond Merwin. El trabajo fue más tarde continuado por el arqueólogo George Vaillant. En el año 2000, un grupo de arqueólogos de la Universidad de Boston, organizado por el doctor Francisco Estrada Belli, volvió a explorar el sitio. En julio 2013, mientras buscaban indicios de una tumba encontrada en la temporada anterior, dieron con una pirámide maya del año 600, ricamente decorada con imágenes de dioses y gobernantes y una larga inscripción dedicatoria.


Arquitectura:

El centro de la ciudad se centra en tres plazas mayores separadas por la pirámide Ruina X imponente y limitada por una acrópolis impresionante, Grupo I, y el complejo palaciego, Grupo III, al norte y el sur. Por todo, se encontraron 5 estelas y 4 altares dentro del área de las plazas centrales y un total de 8 estelas y 5 altares en el sitio.

Una calzada ancha conecta la plaza mayor a un segundo acrópolis al occidente del Grupo II, también impresionante en tamaño, y debido a su "máscara" gigante que adorna las fachadas occidentales y orientales. 


Grupo I .... El grupo I es un montículo acrópolis rectangular montado por un edificio de albañilería abovedado y espectacularmente alto sobre su lado sur designando los Edificios A y B por Merwin.

Esta estructura realmente parece representar un edificio solo. El pie de la pared de afuera de este edificio es de 20 m por encima del suelo de la plaza mientras que su cima es cerca de 5 m de altura por encima del suelo de la acrópolis. Este es un edificio de múltiples cuartos con seis puertas anchas en el 15 centro y dos puertas más pequeñas sobre cada esquina. El interior está dividido en mitades sin comunicación de la fachada del sur y la fachada del norte con cuartos abovedados estrechos. 


El Grupo II está también asociado con una estela simple y una cancha de pelota grande abierta al final al lado de un grupo doméstico de élite pequeño pero formalmente construido. La Estructura 8, al sur del Grupo II representa un enfoque importante pero ligeramente periférico de actividad ritual afuera de la plaza mayor y probablemente data de la última fase del sitio. 

Tres estelas y dos altares se encontraron en su vecindad. A unos pocos cientos de metros al occidente, casi cerrando el área del sitio principal en esta dirección, hay una estructura radial pequeña pero extremadamente interesante que será el objeto de estudios intensos el próximo año. 


El Grupo III fue uno de las áreas más sorprendentes del sitio ambas por la complejidad de este conjunto palaciego obviamente "tardado" y por la presencia de una estructura de templo del "Preclásico" extremadamente elaborado y bien conservado dentro de la Estructura 2.

La Ruina X es una pirámide de lados empinados de 12.5 m de altura, que soporta a dos edificios escalonados con bóvedas en su cima. La estructura fue descrita y excavada por Merwin (Merwin y Vaillant 1932: 50-53).

Originalmente comprendió un cuarto abovedado estrecho E-O con un plano largo con una puerta principal al este y tres puertas al oeste. En este cuarto, antes de que la puerta fuera sellada por una pared gruesa se pusieron tres entierros. En frente de esta pared del este, se construyó una estructura nueva "adosada" con tres puertas abiertas al este. En el 2000, se encontraron dos túneles largos de saqueadores cortados en la base de la pirámide sobre los lados este y oeste.

Al lado oeste de la Ruina X, se encontró una estela, en posición axial, la Estela 7, estirada sobre su espalda. La Estela midió aproximadamente 0.8×3 metros con lados bastante planos. 


El friso de Holmul ...

El friso de ocho metros de largo y dos de alto se extiende en la parte superior de un edificio rectangular de unos 10 metros, donde está la plaza de Holmul. La gran pieza maya muestra a tres personajes vistiendo ricos atavíos de plumas de quetzal y jade, sentados sobre cabezas de monstruos witz (cerro).

“El personaje central se identifica como Och Chan Yopaat por los signos jeroglíficos en su tocado y en el texto debajo de su imagen”, dice el reporte de los arqueólogos, dado también por la Fundación de Patrimonio Cultural Maya.

“Desde la boca del monstruo central se desprenden serpientes emplumadas de las cuales emergen los ancestros y los cerros laterales. Entre ellos están las figuras de dos dioses ancianos, otorgándole al personaje central un objeto identificado por un signo jeroglífico como “primer tamal”, destaca el informe.

Una ‘banda celestial’ desplegada en la parte superior del friso muestra una franja de símbolos astrales. Para los arqueólogos esto significaría que las figuras representadas se encuentran en el mundo celestial de dioses y ancestros”.

Estrada Bell explica que los mayas representaron a los gobernantes divinizados y escribieron en el friso sus nombres, y los ubicaron junto a sus dioses. El texto se compone de unos 30 signos jeroglíficos que están sobre una banda que corre en la base de todo el relieve.

El epigrafista Alex Tokovinine de la Universidad de Harvard y colaborador de este proyecto de investigación, descifró el texto y destacó que el edificio donde se encuentra el mismo, fue dedicado por Ajwosaj, rey de la vecina ciudad de Naranjo y vasallo del poderoso Reino Kan.

Según el texto, Ajwosaj dispuso de una serie de dioses locales y un posible gobernante local, llamado Och Chan Yopaat, cuyo significado es "el rayo entró al cielo".


“Este texto, nos cuenta de una forma muy explícita que Naranjo (sitio maya vecino del Valle Holmul) intervino de una forma directa para establecer una dinastía más aliada al Reino Kan (dinastía Maya) en un centro como Holmul, tan cercano a Tikal (ciudad maya a 35 kilómetros) durante la fase inicial de la época de conflictos con Tikal, en el sexto y séptimo siglo de nuestra era”, señala Tokovinine.

Según los arqueólogos, viene a confirmar “muy claramente”, “que Holmul en el siglo quinto tuvo relación con Tikal junto a la llegada de guerreros teotihuacanos al área maya”.

Holmul, como ciudad maya, inició su existencia hacia el año 800 a de C., y fue abandonada 1100 años después, hacia 900 d de C., en la época del colapso de la civilización maya a fines del periodo clásico. Esta cronología hace de la ciudad de Holmul una de las ciudades mayas más lóngevas en cuanto a ocupación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada