Misterios del mundo vegetal: Verbena



La verbena es una planta herbácea vivaz, poco llamativa, de hasta un metro de altura, tallo rígido, anguloso, ramificado en su parte superior, con hojas opuestas, recortadas, lanceoladas y velludas por su envés. Florece en verano; las flores son pequeñas y de color violáceo y se extiende por Europa, Asia y África.
  • Propiedades medicinales:
- La verbena fortalece el sistema nervioso por lo que está indicada en situaciones de depresión, melancolía, ansiedad e insomnio.

- También ayuda a combatir los dolores de cabeza y las migrañas.

- Combate el reumatismo y alivia los dolores.

- Mitiga las inflamaciones, contusiones, esguinces y torceduras.

- En casos de taquicardias, se ha comprobado que la verbena reduce la frecuencia cardíaca.

- Activa la función digestiva, especialmente en digestiones lentas y trastornos digestivos.

- Ayuda a aliviar los síntomas catarrales, además es expectorante.

- Su uso también es apropiado en la cura de las llagas de la boca o incluso en heridas de difícil cicatrización, ulceraciones y quemaduras.



  • Vino de verbena, tonificante y aperitivo: 
A un litro de vino blanco añadir 70 gramos de verbena seca y desmenuzada. Dejar macerar durante 15 días. Filtrar y tomar unas 3 copitas al día, preferiblemente antes de las comidas.
  • Cataplasma de verbena antirreumática:
Machacar un puñadito de hojas y añadirle unas gotas de vinagre. Aplicar en una gasa o compresa directamente sobre la parte afectada.
  • Infusión y maceración de verbena aperitiva y depurativa:
Infusión: se elabora añadiendo a una taza de agua hirviendo unos 5 gramos de sumidades; dejar reposar y filtrar.

Maceración: se elabora añadiendo 2 cucharaditas de sumidades secas y desmenuzadas a un tazón de agua; dejar macerar en frío.

Dosificación: Tomar 2 o 3 tazas al día si se desean efectos depurativos.


  • Curiosidades ...
La verbena ya era conocida por romanos y griegos, que la usaban profusamente como una planta sagrada en ceremonias religiosas y variados ritos mágicos; se utilizaba para preparar hechizos, filtros y conjuros de amor, entre otros.

Los antiguos médicos le atribuyeron todo tipo de virtudes medicinales, por lo que los soldados romanos llevaban habitualmente en sus alforjas tallos de verbena como remedio contra las heridas.


  • Propiedades brujeriles ...
Planta de Venus, simboliza los encantos de la diosa, trae la paz y aleja los odios y las envidias.

Esta planta mágica es una de las principales en las tradiciones de la noche de San Juan, tiene varios nombres que hacen referencia a sus mágicos poderes: Lágrimas de Isis, Hierba del amor y Hierba de los hechizos.

- Una leyenda dice que quien toque la planta de la verbena sin arrancarla en la noche de San Juan, será amado por la primera persona que toque al día siguiente por la mañana.

Para conseguir los deseos, hay que frotarse todo el cuerpo en viernes con hojas frescas de verbena y después ducharse.

- En limpiezas, ayuda a ponerse en paz consigo mismo y a tomar las decisiones correctas sin perjudicar a los demás, para actuar justamente y hacer de árbitros.

Antiguamente, cuando se enviaban mensajeros a parlamentar con el ejército enemigo, se les hacía llevar ramos de verbena porque esta planta les libraba de los enemigos.

- Para que los soldados puedan regresar sanos y salvos a casa hay que prepararles un talismán en el que incluiremos hojas de verbena, porque ayudan a librarse de los males de las armas.

En el Renacimiento se colgaban ramos de verbena a la entrada de las iglesias para librar a los feligreses de mal, de tal modo que los demonios no pudieran penetrar más allá del umbral de la iglesia. Esta verbena era recogida al tiempo que se rezaba un credo.

- Su infusión, rebajada con agua, sirve para limpiar los muebles de la casa y "descargarlos" de malas vibraciones.

- Para tener más atractivo sexual hay que hervir durante 15 minutos verbena, romero, albahaca, ruda y hojas de naranjo, se cuela y sirve como limpieza.

- Cuando las circunstancias obligan a un novio o esposo a ausentarse, la mujer amada corre el peligro de ser olvidada por otra. Para que esto no ocurra deberá la mujer escribir, muy a menudo, cartitas de amor a su amado, sirviéndose de la tinta mágica preparada de la siguiente forma:

Hay que comprar una botellita de tinta (no importa el color) y meter en ella siete hojitas de verbena, cogidas por la propia interesada, diciendo, al echar la primera hoja: Lunes: ...x... no me olvidará; al echar la segunda Martes: ...x... no me olvidará; y así sucesivamente, hasta nombrar todos los días de la semana. Se tapa la botellita y se expone siete días a los rayos del sol y siete noches a la luz de la luna. Transcurrido este tiempo, se guarda en un lugar oscuro y se utiliza cuando convenga, únicamente para lo que se ha preparado.

- Cuando un hombre quiere obtener la simpatía de una mujer orgullosa ha de coger, en la noche de san Juan, un puñado de hojas de verbena y decir en el momento de arrancarlas:

"Yo te cojo en nombre de los ángeles ANIEL, ARIEL, VEHUEL, REHAEL, UMABEL Y MANAKEL para que ...x... me ame como yo deseo."

Hecho esto se esconderán las hojas en el pecho, de modo que toque la piel, yéndose enseguida a casa; durante el camino no hablará con nadie y tendrá su mente concentrada en su deseo; una vez en casa, se envolverán las hojas en un pañuelo nuevo, exponiéndolo todo en un lugar aireado durante veintiún días, pasados los cuales se reducirán las hojas a polvo quemándolas o picándolas en un mortero; cuando vuelva a hablar con la mujer que desea conquistar, ha de buscar algún pretexto para tocarle las manos, habiéndose antes restregado las propias con los susodichos polvos.


- Para evitar las pesadillas conviene colgarse del cuello unas hojas de verbena ensartadas en una cadenita de plata antes de irse a dormir.

En definitiva, la verbena es buena para el amor, protección, purificación, paz, dinero, juventud, sueño y curación.

Es un ingrediente común en las mezclas de amor y los hechizos protectores.

Cualquier parte de esta planta puede portarse como amuleto personal. Salpicar una infusión ahuyenta a los malos espíritus.

Se esparce para que actúe como pacificador y se lleva para calmar emociones.

La Verbena también es curativa y atrae buena fortuna y protección ante todo encantamiento a quien se unte con su jugo. También se quema para disipar el amor no correspondido.

- Cuelga matas de verbena blanca sobre la cama de un enfermo para ayudar a aliviar su enfermedad. Úsala también como amuleto protector colgada en la parte trasera de la puerta de tu casa, y si lo que quieres es olvidar un mal amor, huele las flores de la verbena blanca durante varios días.

3 comentarios:

  1. Voy a coger un ramillete de verbena y la q voy a liar va a ser tremenda jijiij

    FDO...FF

    ResponderEliminar
  2. voy a usar la verbena para ser mas joven y atraer el amor de mi vida, ademas dela suerte que me traera, senbrare una planta en casa, cuando vea llegar al chico que amo, le arrancare par de hojas la estrujare en mis manos y lo tocare para que me ame toda la vida.

    ResponderEliminar
  3. esto solo deberia usarse para hacer el bien... una cosa es sentir que esta bella y maravillosa planta puede ayudarte a atraer a alguien, pero no se debería obligar a nadie, y deberia usarse solo con las mejores intenciones, las plantas captan y saben bien tus emociones en el momento en que las tocas y solo funcionan si tu propósito es noble.
    espero les sirva para reflexionar que se puede obrar el bien y asi a uno le sucede el bien. obligando a alguien a cumplir sus deseos solo atraera el mal. no es bueno. imaginense a ustedes sometidos a un hechizo, juntos a una persona que jamas quisieron. obligados a vivir como no quisieran.
    les deseo exitos y espero sirva mi reflexion. besos

    ResponderEliminar