Caguana


El Centro Ceremonial Indígena de Caguana se destaca como el yacimiento arqueológico restaurado más importante de Puerto Rico y unos de los más grandes del área antillana.
Descubierto a principios del siglo XX este parque nacional figura entre los más importantes yacimientos arqueológicos del Caribe.


Caguana consta de 10 bateyes, rodeados de monolitos y piedras en forma de calzada. El batey principal es rectangular con medidas que alcanzan los 160 x 120 pies. Algunos monolitos están tallados con figuras mitológicas y la mayoría pesa más de una tonelada.


A través de los variados proyectos de excavación, se destaca que el lugar es un yacimiento monumental del periodo taíno, correspondiente al 1200 de nuestra era. El complejo de plazas rectangulares y varias calzadas lo identifican como una importante villa con múltiples plazas y terrenos de danzas ceremoniales.


El tipo de cerámica encontrada, y su escasez, indican la limitada actividad de vida cotidiana, al tratarse de un importante centro ceremonial indígena para la celebración de los juegos de pelota y los areítos. Ambas actividades están ampliamente descritas y detalladas en documentos de varios textos de los cronistas españoles de indias.



Los taínos se divertían de diferentes maneras, a través del baile, la música y el juego de pelota. Este último, como hemos visto, era conocido como batú y se jugaba en un espacio llamado batey. El juego despertó el interés de los colonizadores españoles, debido a que la pelota que utilizaban (que estaba hecha de las raíces de la planta llamada Cupey) rebotaba, y este fenómeno era desconocido en Europa. El juego de pelota se jugaba entre 2 equipos de hasta 30 jugadores (hombres y mujeres) que tenían que mantener la bola en el aire con sus hombros, codos, caderas o cualquier otra parte del cuerpo, excepto las manos y los pies.


Los principales rituales taínos escenificaban danzas sagradas llamadas areítos, acompañadas de diversos instrumentos, principalmente tambores. Entre las plantas más utilizadas estaba el tabaco. El árbol de cohoba se utilizaba durante una ceremonia religiosa («el ritual de la cohoba») en la cual el cacique, el bohique y los nitaínos se comunicaban con los espíritus.

No hay comentarios:

Publicar un comentario