Cabeza de Marcahuasi, Lima


Marcahuasi es una meseta de la Cordillera de los Andes ubicada al este de Lima, sobre la cadena montañosa que se eleva hacia la margen derecha del río Rímac. Esta formación domina el paisaje de 4.000 m de altitud sobre el nivel del mar.

El nombre de “Markawasi” en quechua significa “Casa de dos pisos” o “Casa del pueblo”... Esta meseta presenta una infinidad de atractivos naturales entre ellas
 las formaciones escultóricas de apariencia zoomorfa y antropomorfa en roca natural, algunas de ellas como figuras de especies 
animales, por ejemplo, leones, elefantes,rinocerontes, hipopótamos, cocodrilos, camellos y caballos, que no son autóctonos del Perú; e inclusive encontramos esculturas de monos, peces,delfines, focas, nutrias, león marino, tortugas, que no son especies de las alturas. 


También tenemos una figura símbolo que caracteriza la meseta, como es el Monumento a la Humanidad o 
Pecagasha
. También existen otras figuras como el de la diosa del Egipto o diosa de la fecundidad con cabeza de hipopótamo, el faraón, la esfinge, el griego, el chino, el cerro de las miradas,la muerte del héroe y además existen otras representaciones, acompañados de una serie de 
dólmenes tallados y/o erosionados en piedra. En adición, se tiene conocimiento de la existencia de una serie de vestigios culturales como son: las Chulpas de la época wari, los sitios arqueológicos de Dorrecilla, Waqraqocha y Kutkuy 
entre otros.

Cabeza de Marcahuasi, Lima....

Marcahuasi es una meseta de origen volcánico, de aproximadamente 4 km cuadrados de extensión, donde se encuentra un singular conjunto de gigantescas rocas de granito cuyo origen tiene distintas teorías.
Los más pragmáticos aseguran que dichas rocas son efecto del capricho de la naturaleza sobre las moles de diorita, labradas por la erosión del viento y la lluvia a lo largo de milenios.


En ellas se han producido curiosas formas y diseños, bautizados por los exploradores según la apariencia que presentan (a veces, con mucha imaginación). Así, se pueden enumerar los conocidos "Monumento a la Humanidad", una gigantesca mole de granito que, desde diferentes ángulos permite apreciar un nítido perfil humano, la diosa Thueris, la Anfichelidia (precesor de la tortuga), el valle de las focas, el león africano, la vicuña, el sapo, entre otros.

Pero existió un reconocido estudioso peruano llamado Daniel Ruzo, quien por los años 50's realizó una serie de viajes alrededor del mundo y pasó largas temporadas en Marcahuasi, llegando a la conclusión de que dichas rocas son en realidad esculturas hechas por la cultura "Masma" o la "Cuarta Humanidad", hace casi 10,000 años, quienes emplearon técnicas que han sido halladas en otras partes del mundo como Rumanía, México, Francia y Brasil.


Según Ruzo, cada cierto ciclo de aprox. 8500 años, el planeta tierra sufre grandes trastornos que ponen en riesgo la existencia de todos los seres vivos y que en varios lugares del mundo, uno de ellos Marcahuasi, se preservaron todos los conocimientos, las semillas, los animales y los hombres para subsistir a estos cataclismos. Ruzo escribió un libro titulado: "Marcahuasi, la historia fantástica de un descubrimiento", donde se puede ampliar sus teorías y ver fotos que realizara el estudioso en sus viajes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada