El Castillo de Bran




El castillo de Bran es una fortaleza medieval localizada en la actual Rumanía, entre las Montañas Bucegi y las Montañas Piatra Craiului, en el pasillo Rucar-Bran, a 30 kilómetros de Brasov.

Su primera testificación documental data desde el año 1377, cuando los habitantes de Brasov recibieron, de parte de Ludovic I de Anjou, el derecho de construir un castillo en el lugar donde antes había sido una fortaleza. 



La construcción del Castillo Bran empezó en el año 1378. Los habitantes de la zona levantaron una ciudadela con murallas y torres de defensa, colocadas en los cuatro puntos cardinales. El interior del castillo fue también planeado para ayudar a los habitantes en caso de asedio, por esto los cuartos y los pasillos del recinto de Bran forman un laberinto misterioso, y en el patio interior se encuentra una fuente que conecta con los escondrijos subterráneos. 


Vlad Tepes nació en 1431 en Sighisoara. Su padre, Vlad Dracul, era entonces el gobernador de Transilvania y era el sobrino de un gran voivoda rumano, Mircea cel Batran. 


En el invierno de los años 1436-1437, Vlad Dracul se convirtió en el voivoda-señor de Valaquia y estableció su domicilio en Targoviste, la capital del principado. Tepes siguió a su padre y vivió en la corte principesca por seis años.

En 1442, por razones políticas, Vlad y su hermano menor Radu fueron secuestrados por el sultán Murad II y se quedaron como rehenes en Turquía hasta 1448, respectivamente 1462.

Liberado después del asesinato de su padre por Vladislav II, Vlad Tepes se entera también de la muerte de su hermano mayor, Mircea, que había sido torturado y enterrado vivo por los boyardos de Targoviste.


A sus 17 años, Vlad Tepes, apoyado por los turcos, intentó conquistar el trono de Valaquia, pero fue vencido por su rival, Vladislav II. En 1456, Tepes volvió a intentar, y esa vez venció. Ese fue el momento cuando empezó su reinado, que duró seis años, durante el cual cometió los hechos sangrientos que marcaron su reputación. Su primer acto de venganza fue contra los culpables de la muerte de su padre y su hermano. Por lo tanto, en 1459 encarceló a todas la familias de los boyardos que habían participado en el asesinato, y a unos de ellos los atravesó por la estaca. 


Para imponer orden en el país, él recurrió a métodos brutales de castigo para los crímenes. Él método más célebre era el de atravesar por la estaca, de ahí su nombre de Tepes (en rumano, teapa = estaca). Los comerciantes sajones de Brasov, que habían entrado en conflicto con Tepes, añadieron otros hechos horrorosos, por ejemplo que sus enemigos eran pelados de vivos, hervidos, decapitados, cegados, ahorcados, quemados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario