Sarcófagos de Karajía ... Perú


Los Sarcófagos de Karajía, son un conjunto de sarcófagos o ataúdes según la tradición funeraria de los chachapoyas, de hasta 2,50 m de alto con formas humanas. Fueron encontrados en el barranco de Karajía en el distrito de Luya Perú en 1985 por el arqueólogo peruano Federico Kauffmann Doig.

Los sarcófagos de Karajía son únicos en su género por su tamaño colosal, ya que llegan hasta los 2,50 metros de alto, y por su cuidadosa elaboración. 


Karajía está constituido por siete sarcófagos. El tercero se derrumbó probablemente durante el sismo de 1928, desapareciendo en el abismo. Como los sarcófagos están lateralmente unidos unos a otros, el que se desplomó hizo que pudiésemos reconocer en detalle el contenido de los sarcófagos y determinar el de los restantes. En el interior del sarcófago abierto se encontraba una momia, sentada sobre un pellejo y envuelta en telas mortuorias. Objetos de cerámica y ofrendas diversas acompañaban al difunto. La datación obtenida por radiocarbono al analizar los restos orgánicos, ofreció la fecha de 1460 d.C.

Las cabezas de los sarcófagos chachapoyas eran modeladas en arcilla. Por lo mismo, observan una nariz saliente, ganchuda, al parecer alusiva a un pico de un ave de rapiña. Originalmente, todos los sarcófagos de Karajía lucían sobre sus cabezas un cráneo ritual que les confería majestuosidad.


Esta imagen pertenece a los sarcófagos de San Jerónimo. El diseño de estos sarcófagos es único, son achatados y llama la atención la forma del cuello. No se observa decoración, quizás debido a la antigüedad de los mismos.

Contrariamente a la mayoría de sarcófagos existentes en el Amazonas, éstos están mirando hacia el oeste justamente donde existen los restos de un poblado, que pudo haber sido uno de los pueblos principales de los muchos que existieron en la zona y que utilizó este cerro como cementerio.

Las ruinas del poblado están ubicadas en una ladera al frente y muy cerca de los sarcófagos. Para nivelar el terreno o protegerlo de la erosión construyeron muros de contención en forma de andenes, en cuya plataforma se levantaron las viviendas circulares. Existen un total de 74 viviendas en 14 niveles. Además contaba con una muralla.


Un poco más arriba, hacia el lado izquierdo de los sarcófagos, existe un extenso abrigo rocoso lleno de mausoleos ya destruidos donde se encontró los restos de un fardo funerario desenterrado por algún curioso o profanador.


Entre los tres descubrimientos se cuentan más de 40 sarcófagos, constituyéndose este lugar (cerro El Tigre) en el mayor yacimiento de sarcófagos descubierto hasta hoy.

No hay comentarios:

Publicar un comentario